Crónica del viernes 13 y sábado 14 en Sitges 2017

octubre 16, 2017 por Roberto García-Ochoa Peces

Cabecera Sitges 2017

Llegamos de milagro a la proyección de Jupiter’s Moon, la película de nacionalidad húngara que finalmente se alzaría como ganadora de Sitges 2017. Y aún tenemos tiempo para contemplar cintas tan bellas y bien facturadas como la norteamericana A Ghost Story y la brasileña As boas maneras. Se incluye, al final, el Top-5 del festival para este medio.

 

Kornél Mundruczó presentando Johanna en Sitges 2017

Kornél Mundruczó presentando su obra en el cine Prado

Terminó Sitges 2017. De él nos llevamos una generosa muestra de los títulos que están marcando el cine de género actual, ya que están los que son. Sin embargo, una vez recogida la cosecha, huelga decir que, siempre en opinión del que esto suscribe, esta ha salido algo menos provechosa que en temporadas anteriores. Como es lógico, de entre semejante cantidad de películas seleccionadas, han de sobresalir algunas, pero son pocas las verdaderamente excepcionales, al menos de cuantas servidor ha tenido la oportunidad de ver. Nos llevamos, una vez más, la vivencia. Los instantes compartidos con directores, compañeros de la crítica, amigos, aficionados… Ese rico y casi siempre imprevisible mejunje es lo verdaderamente inolvidable de asistir un evento de la envergadura de este, una oportunidad única de reunión para los amantes del cine concentrada en poco más de una semana. Dicho esto, pasamos a desgranar algunas de las últimas cintas vistas durante las dos últimas jornadas del certamen, con la inclusión, al final, de un Top-5 personal (y difícilmente transferible) de la cincuenta edición de este extraordinario festival.

 

A Ghost Story (David Lowery) – Oficial Fantastic Competición 

Póster de A Ghost StoryA Ghost Story es el nuevo trabajo del norteamericano David Lowery. Una encantadora fábula sobre la pérdida, no solo del amor -según hacía entender en su primera parte; un ámbito de relación cuya indefinición es una pequeña trampa en el conjunto- sino de nuestro propio lugar en el mundo, de la pertenencia a un espacio concreto e íntimo, cuando desaparecemos de él, voluntaria o involuntariamente. La cinta viene marcada por un ritmo lacónico, que deja a las imágenes (siempre en formato cuadrado con los bordes redondeados, ¿quizás a modo de diapositivas intemporales?) empapar de algo muy parecido a la melancolía al espectador, el cual no puede sino sentir una profunda tristeza obligado a sentarse junto a los fantasmas para observar la vida pasar. Consiguió arrancar un sonoro aplauso por parte del respetable, y con razón, ya que se cuenta como una de las propuestas más bonitas de cuantas han pasado por el festival.


 

Mal Nosso (Samuel Galli) – Panorama Fantàstic 

Póster de la película Mal Nosso (Our Evil)Mal Nosso supone el debut del realizador de origen brasileño Samuel Galli. Un título que redunda en el buen estado de forma del cine de género hecho en Latinoamérica, en este caso en su apartado más independiente (tal y como nos contó su director, está hecha con cuatro duros, concretamente los suyos), descarnado y brutal. Cuenta la historia de un encargo por parte de un hombre triste pero aparentemente normal a un sanguinario sicario que es introducido, por cierto, con la que casi con toda probabilidad sea la secuencia más explícita de todo el festival, cuando este rebana la cabellera a una muchacha a la que tiene maniatada, en un cuarto insalubre y decadente. Instante que su director introdujo en primera persona a partir del vídeo que el cliente visionaba a través de portales de la deep web, en una de las mejores soluciones formales que ofrece el filme, que sin embargo, y en su recorrido subsiguiente por diversos subgéneros y paralela (y prolongada) explicación de las motivaciones de aquél para ofrecer su vida a este submundo de depravación, pierde la frescura y fuerza que en él se presumían.


 

Killing Ground (Damien Power) – Oficial Fantastic Discovery

Póster de la película Killing GroundModesta producción australiana que reincide en la corriente de áspera y cercana violencia que asola a pequeñas comunidades, tal y como venimos viendo en otras cintas recientes provenientes del remoto país, como la saga Wolf Creek, de Greg McLean, e incluso en este mismo festival con la excelente Hounds of Love (Ben Young, 2017). En esta ocasión se trata de retratar las penurias que va a sufrir una cariñosa familia en un camping rural, después de que una pareja de criminales haga virulento acto de presencia. El problema de la película dirigida por el debutante Damien Power es que tarda demasiado en arrancar, ya que la introducción de los personajes en pos de reflejar sus estrechos lazos afectivos queda prolongado sin necesidad, si bien su segunda parte y su explosivo tramo final están filmados con garra y sin escatimar en dolorosas secuencias de vejación (que incluyen la participación de un bebé), acaso innecesarias en este thriller con estructura de survival movie.


 

The Lodgers (Brian O’Malley) – Claurura

Póster de The Lodgers, dirigida por Brian O'MalleyThe Lodgers fue la encargada de clausurar el festival, aunque la vimos en el primer pase y no en la propia gala final, que por norma suelo ignorar. Una historia de amor incestuoso entre una hermana y un hermano para perpetuar la estirpe familiar en un caserón de clara configuración gótica, aspecto que contagia, de principio a fin, toda la atmósfera del filme. Es el segundo largometraje de Brian O’Malley tras su debut en Let Us Prey (también vista en Sitges 2014), que da un paso de gigante en cuanto a términos de producción, pero que ofrece pocos alicientes y novedades en lo que a un relato de estas características se refiere, disperso, además, en líneas paralelas como la del matón del pueblo que pretenden reforzar el aspecto de la amenaza exterior, pero que torpedea el avance del relato puramente fantástico, su principal y único punto a favor. No está, desde luego, a la altura de las circunstancias escogidas para su proyección.


 

Jupiter’s Moon (Kornél Mundruczó) – Oficial Fantàstic Competición

Póster de Jupiter's Moon, dirigida por Kornél MundruczóSalimos, literalmente, corriendo de la anterior para encarar Jupiter’s Moon, cinta húngara dirigida por Kornél Mundruczó (del que, la noche anterior, habíamos presenciado Johanna, un extraño musical que le puso en el radar de la crítica mundial, que él mismo se encargó de presentar). Nos transmitía buenas vibraciones este filme y la intuición no falló, ya que minutos después de su finalización se anunció como ganadora de la Sección Oficial a concurso del festival. Se trata de una obra de rabiosa actualidad -la crisis de los refugiados en Europa, aquí representada en el papel de un joven refugiado sirio que trata de entrar en Hungría procedente de Serbia- que utiliza el género fantástico a modo de ilustrativa metáfora con el fin de ofrecer una imaginativa vía de escape de la dura y triste realidad. La parábola viene a través del poder que, repentinamente, adquiere el chico, sobreviviendo a un primer tiroteo y echando a volar, cuestión que se contrapone a la raquítica existencia de un médico que va a terminar ayudándole en su permanente estado de huida de las autoridades. La inimaginable posibilidad de elevar la mirada y fijarse el cielo como objetivo, frente a la de taparse los ojos y sufrir en la arisca tierra sin porvenir. La película está extraordinariamente dirigida por Mundruczó, acaso confirmándole definitivamente entre la primera división del cine europeo actual, y se estructura formalmente en base a numerosos planos secuencia (algunos de los cuales son verdaderamente virtuosos, aunque también gratuitos, como el de la persecución de los coches), pero tiene el problema de enseñar su contenido desde los primeros minutos de su metraje, redundando en un mensaje que no ofrece demasiadas aristas y con una evolución de personajes bastante escasa. Aun así, una cinta cuyo visionado se antoja más que recomendable, tanto por su exceso continente como por su oportuno contenido.


 

As Boas Maneiras (Juliana Rojas y Marco Dutra) – Oficial Fantastic Competición 

Cartel del filme As boas maneirasEste filme brasileño fue una agradable sorpresa para ir cerrando las proyecciones. Juliana Rojas y Marco Dutra han logrado dar vida a una pequeña joya del género a partir de elementos mínimos, como son la relación entre una muchacha rica, embarazada, por parte de una joven de color, que acude a su llamada de trabajo como criada. Hay una rica evolución en sus caracteres e interacción, con primeros conatos de un fantástico que irrumpe con naturalidad desde la cotidianidad del hogar, hasta que el relato explote y mute, en sentido literal (y bajo un impagable intermedio en forma de capítulo de animación), convirtiéndose en una exploración íntima e inesperada de la difícil supervivencia de un pequeño hombre lobo en su entorno. Si bien es cierto que la narración a veces acusa bajones en su ritmo, no podemos sino rendirnos ante el delicado retrato humano que convive en el interior de las calmadas imágenes que extrae la pareja de jóvenes realizadores, incluidos los conseguidos efectos especiales pese a tratarse de una producción humilde como esta. Muy buen sabor de boca en esta obra que acabó llevándose premio, en este caso el de la crítica José Luis Guarner, ex aequo con The Killing of a Sacred Deer.


 

Strangled (Árpád Sopsits) – Noves Visions One

Póster de la película Strangled, dirigida por Árpád SopsitsStrangled fue el título que elegimos, como casi siempre, en estricta connivencia con nuestro compañero de aventuras Alfredo Paniagua (cuyas opiniones al respecto podéis leer en Fiebre de Cabina) para rematar el festival y dar paso a los necesarios vinos de la última jornada, previa parada, eso sí, en el espectáculo que el famoso grupo teatral La Fura dels Baus tenía reservado cerca de la bonita iglesia del pueblo. Hungría estaba de moda y allí estábamos nosotros, dispuestos a contemplar las temibles andanzas de uno de sus peores asesinos en serie, en lo que hubiera podido ser un eficiente psychothriller de no haberse dejado llevar su realizador, el veterano Árpád Sopsits, por las airadas reacciones de sus personajes en su puesta en escena, agria, inestable y difícil de contemplar, primando más el morbo de las terribles secuencias de violación y asesinato del degenerado sexual de turno antes que el comentario social que de esa situación podría haberse extraído. Lo dicho: nada que no pudiera olvidarse con una buena compañía y en un marco incomparable como es Sitges. Hasta el año que viene.


 

Espectáculo de La Fura dels Baus en Sitges 2017

Espectáculo de La Fura dels Baus como gala de clausura de Sitges 2017

Top-5 (personal y difícilmente transferible… ni extensible):

5 – Hagazussa

4 – November

3 – Les affamés

2 – Hounds of Love

1 – Brimstone

Anuncios

Webs de interés

Banner vadecine.es
banner fiebredecabina.com
banner planeta5000.com
Banner Pasadizo.com
Banner noescinetodoloquereluce.com
Gialloteca.es
http://elcuervoenteradillo.blogspot.com.es

Cine en casa

banner Regia Films
banner 39 escalones
banner Intermedio

Cinefilia mensual

Portada del número de octubre de 2017 de Dirigido por

Publicaciones

Portada del número 7 de Cine-Bis
Portada del libro Paul Naschy/Jacinto Molina. La dualidad de un mito
A %d blogueros les gusta esto: